Skip to content

12 noviembre, 2008

12

Adolescentes Eternos

Tapa y contratapa Adolescentes Eternos

Tapa y contratapa Adolescentes Eternos

Nuevo libro de la Dra. Graciela Moreschi
Ver en Youtube
INTRODUCCIÓN

Hoy las etapas de la vida son mucho más flexibles, la niñez se abrevia, la adolescencia se alarga, y en el hogar conviven personas de diferentes edades, y responsabilidades pero sin intereses ni hábitos comunes. La diferencia con la antigua familia extensa que existió hasta mediados del siglo XX es que, en aquellas había una cabeza que imponía las reglas, y la prole, sin importar la edad que tuvieran, las aceptaban, mientras que hoy, no se reconocen jerarquías. Los padres del siglo XXI intentaron que en sus hogares hubiera democracia, por temor a ser autoritarios se abstuvieron de poner límites, y apostaron al diálogo. Hoy se sienten superados, invadidos y confundidos respecto a lo que pueden y deben hacer.
Algunos de los problemas cotidianos que enfrentan estos padres pueden parecer minúsculos, pero a medida que se van repitiendo en el día a día, sienten que su casa ha sido tomada, y ya no son libres ni en ese, que debería ser su refugio.

Mariano, treinta años, abogado trabaja para un estudio jurídico. Vive con su familia pero los estilos y ritmos de vida han comenzado a chocar. Por lo general llega a la noche tarde cuando todos han cenado y si no encuentra comida en la heladera se prepara un bife a la plancha que llena de humo y olor toda la casa, en cualquier caso deja la vajilla sucia en la pileta y se va a su cuarto a mirar televisión. Los domingos se levanta tarde y le gusta ver deportes con algunos amigos en el plasma de 32 pulgadas que hay en el living y él mismo compró. Habitualmente vienen dos amigos íntimos y entre todos consumen parte de las compras que esa mañana sus padres hicieron en el supermercado para toda la semana. El resultado de “esta mejora” que Mariano aportó a su casa es que desde que entró el plasma los padres optan por ir a una conferiría o al cine durante la tarde. Se sienten invadidos por gente que aprecian pero no son de la familia, los ruidos, el olor a comida a deshora, la cocina revuelta, pero no saben qué hacer. No están seguros de poder exigirle otra conducta – “Lo educamos así, es nuestra culpa, por otro lado es un buen chico, siempre nos cumplió. Se recibió en el tiempo esperado y no podemos negar que se mata trabajando” . Desean que se vaya a vivir solo pero no se atreven a sugerirlo. En la intimidad se preguntan – ¿No será que estamos poniéndonos viejos y somos cada vez más intolerantes? ¿Acaso Mariano no tiene derecho a disponer de su casa? Trataremos de analizar qué ha llevado a los padres a tener tamaña confusión respecto a los límites y derechos de cada uno.

En este libro analizaremos por qué los hijos ya no sienten urgencia por irse de la casa de los padres y qué les pasa a los mayores con esta nueva realidad. ¿Cuáles son sus dudas y preocupaciones? ¿cómo recuperar los espacios de intimidad sin sentirse culpables?
Para estos padres el ejercicio de la paternidad no es fácil. Por pertenecer a la generación que rompió con los valores tradicionales, carecen de referencias. De ahí que sea tan importante poder plantearse y reflexionar sobre estas nuevas cuestiones que no tienen antecedentes en las generaciones anteriores.
Decimos que la adolescencia se ha prolongado cuando se demora la resolución del conflicto adolescente, y por tanto la consolidación de la identidad, puede ser un tiempo más largo o convertirse en un modo de vida.

Si bien la crisis económica contribuye a esta realidad como lo veremos más adelante, sólo las familias con disponibilidad económica pueden prolongar la adolescencia de los hijos. Algunos lo hacen porque al optar por una formación superior necesitan del apoyo de sus padres incluso luego de la graduación. Salir al mercado laboral sólo pertrechado con el título de grado, muchas veces significa tener que aceptar trabajos de mucha carga horaria y pocos ingresos, lo que les impide seguir capacitándose. Es prácticamente imposible aspirar a completar los estudios con cursos de postgrado, maestrías, o doctorados, sin el apoyo económico de los padres, tanto por el costo de los mismos como por el tiempo de dedicación que requiere. Pero la convivencia no es fácil, los vínculos se resienten y los padres pierden espacio en un momento donde deberían tenerlo asegurado.

A través de los diferentes capítulos trataremos de comprender qué factores sociales y familiares determinan éste fenómeno, los efectos que esta situación produce individualmente tanto en padres como en los hijos, y las que tiene sobre el vínculo. Analizaremos además las diferentes tipos de salidas. No es mi función determinar qué elegir, pero sí darles la posibilidad de anticipar consecuencias.

descargar ficha del libro adolescentes eternos

Leer más de LIBROS
12 Comentarios Dejá tu comentario
  1. Adriana
    Ago 16 2014

    Aun no tuve oportunidad de leer el libro completo, pero el problema que se está abordando es real y preocupante. Tengo dos varones de 24 y 20 años y viven esta realidad a su manera, generándose una “burbuja” donde se siente cómodos y la realidad asusta. Pero también al buscar su independencia laboral, se encuentran con obstáculos que la propia sociedad impone; no es fácil tomar decisiones como madre, a veces se buscan salidas extremas, como el decir a los hijos que se vayan, otras veces se toman decisiones en el otro extremo…dejar pasar…y bajar los brazos, con un “gran cansancio” y terminamos sintiendo que no somos buenos padres….¿qué hacer? existirán respuestas a este interrogante?…

    Responder
    • Adriana: en el libro hay muchas salidas, las que fueron tomando muchos de mis pacientes y comparto. cada uno encontrará la suya, pero lo importante es no actuar como si ellos fueran incapaces de hacerse un lugar en el mundo en el que están.

      Responder
  2. Roger
    Ago 16 2014

    Muy interesante el libro,creo que los jóvenes de hoy ,son lo que los mayores les estamos dejando,vivimos en un país donde se perdieron valores fundamentales,donde todos somos responsables,desde la familia ,el estado,la sociedad,la televisión que nos muestra día a día un país desbastado por la inseguridad,la corrupción,desempleo,frustraciones etc….Formaciones académicas enfáticas,es decir dirigidas en un solo sentido,el adolescente inmerso en todo esto sin referentes importantes en su vida,por supuesto que caen inexorablemente en la apatía de no interesarse por nadie,ni por ellos mismos,y el facilismo la comodidad es lo mejor,y ser adolescente eterno es la solución.

    Responder
    • No es ninguna solución, es una cristalización de una etapa de la vida que traerá consecuencias en el futuro.Debemos tratar de que eso no ocurra.

      Responder
  3. anto
    May 31 2012

    hola soy antonela tengo 21 años y sigo viviendo con mis padres,soy la hija menor de tres hermanos,y si bien estoy estudiando en un profesorado,todavia sigo teniendo algunas actitudes de adolescente; las cuales no creo que esten bien por la edad que tengo pero lo que sucede es que nose como controlar esas actitudes y ademas sigo teniendo muchas inseguridades sobre mi personalidad¿es normal?¿que puedo hacer?…

    Responder
    • Anto: todavia no te has convrtido en una adolescente eterna y tu preocupacion al respecto augura un buen pronostico. Madurar no es facil, da miedo. Uno sabe que el mundo se maneja con reglas diferentes, mucho menos contemplativs que las del hogar. Te recomiendo que trabajes, no hay madurez sin independiencia economica.

      Responder
  4. Regina
    May 9 2011

    Dra: Me encantaría leer este libro porque tengo 3 varones de 31,23 y 15 años, el de 31 años estuvo casado 6 años, se separó hace 5 meses y vino a la casa paterna los 2 restantes estudian,veremos que me depara el destino con ellos. conocí el libro porque usted lo nombró en el programa de Andrea, pero he buscado en todas las librerías y no lo encuentro, vivo en Paysandú, Uruguay y veo todos los días el programa, cariños.

    Regina: el libro está en librerías y sino pídaselo a su librero. Paidós distribuye en toda América. Si no lo tienen, se lo traen. Espero lo aproveche.

    Responder
  5. Ago 1 2010

    todavía no terminado de leer pero comprendo por que muchos jóvenes no se van del hogar paterno.yo tengo 19 años y desde los 17 años estoy afrontando la vida si se quiere decir tengo responsabilidades de la cual me hago cargo, cuando era pequeño pensaba en no irme nunca de casa pero después descubrí que las casas no son como muchas beses pensamos. tenemos que afrontar lo que viene para nosotros. muy bueno el libro adolescente eternos.

    Responder
  6. Angeles
    Feb 2 2010

    Pienso que es sumamente importante y necesaria la acción de los padres ante semejante situación. Aquellos que son quiza sumisos y no se atreven a contrarestar la decision de los hijos por quedarse en casa, alimentan el sentimiento de comodidad y seguramente seguridad de los hijos. Muchas veces tambien se justifican con “es mi hijo, y lo voy a apoyar siempre”. Lo que no tienen presente es que muchas veces, por no decir todas, les estan haciendo un mal, postergando vivencias y sacrificios que son necesarios para alcanzar la madurez acorde a cada tiempo. ¡Gracias por este espacio!

    Responder
  7. Ignacio
    Ene 26 2010

    Todavia no lo lei pero hoy en TN comentaste sobre el, es verdad la adolescencia se alarga pero hay muchos factores que hacen que ocurra, la mas usual en miedo a enfrentarse a la realidad. Como yo tengo 24 años y no puedo largar la computadora, es mi medio de escape, no quiero afrontar cosas que son inevitables para uno.Siempre pense me hubiese gustado estar en la epoca de mis abuelos, todo era mas normal se llevaba un ritmo menos acelerado que el de ahora, era mas aire libre, pero se que tarde o temprano tengo q hacer el click, lo peor es que se como hacer todas las obligaciones.

    Este libro si lo compro vale la pena leerlo

    Ignacio: El que estés preocupado por esto es un buen índice. Por si te sirve, todos tuvimos temores pero lo que es más importante aún, tus pares también los tienen. No existe el que se las sabe todas, y quien así lo cree está en más desventaja aún porque le falta la humildad necesaria para aprender. Cuanto antes salgas al mundo mejores recursos tendrás. ¡Suerte!

    Responder
  8. Noelia
    May 5 2009

    Hola, tuve la oportundad de adquirir este libro , por el q siempre estuve interesada en leer.Me pareciò sumamente interesante, a pesar q hace pocos años pase la etapa de mi adolescencia , me fue de gran satisfacciòn en mucho de los temas , agradezco,Gracias!

    Responder
  9. MARISA
    Abr 23 2009

    es muy buen libro , lo lei y es muy bueno para la familia que tiene hijos que se creen que son dueños del mundo .gracias mary

    Responder

Responder a Ignacio

(required)
(required)

Nota: Está permitido el HTML. Tu dirección de email nunca será publicada a terceros.

Suscribirse a comentarios

*